Seamos sinceros, si eres fan o seguidor de la franquicia Dragon Ball, en algún momento del año 2010 debiste haber visto u oído de la serie Dragon Ball Heroes. La cual se caracteriza por el fanservice presentando a prácticamente todos sus personajes en diversas situaciones un tanto descabelladas.

Una historia original pero prescindible

El título Heroes es un fenómeno originario en los salones recreativos japoneses que gano un poco más de fuerza con el lanzamiento de los juegos de Dragon Ball Xenoverse. Ahora, Bandai Namco ha hecho un título hecho y derecho para las consolas, o en su caso para la Nintendo Switch y PC.

Este juego cuenta con una historia original, muy parecida al estilo del videojuego de 3DS y se explica desde el principio. El protagonista es Beat, un pequeño que fan adora Dragon Ball y que quiere probar su suerte con el juego de cartas llamado Dragon Ball Heroes -si, un juego dentro mismo juego- y del cual no conocía hasta ahora.

Cuando este empiezas a jugar, descubre que realmente es bueno para este, sin embargo, todo cambia cuando alguien parece estar mezclando la ficción de Dragon Ball con la realidad. Y es a partir de este momento que Beat tendrá que convertirse en el mejor jugador para poder hacer frente a las amenazas que estar por venir junto a los protagonistas de su anime favorito es decir Goku y compañía.

Muchas versiones de clásicos y únicos personajes

Si bien, la historia es absolutamente pasable ya que no tiene ningún tipo de peso dentro de la serie original. Puede resultar atractiva para todos aquellos fanáticos que buscaron ver cosas como Broly y Gohan en Super Saiyajin 4, Bardock y Trunks Super Saiyajin 3, Cooler en su transformación Golden o como serían las fusiones de Vegeta, Trunks y los Androides 17 y 18.

super_dragon_ball_heroes_world_mission-4830181

Además, también podremos encontrar nuevas versiones de los clásicos antagonistas como nuevos y originarios de la serie Xenoverse. De hecho, uno de estos es completamente nuevo, que ha sido diseñado exclusivamente para este videojuego por Toyotaro, el actual encargado y dibujante del manga Dragon Ball Super. El modo historia puede durar de 20-30 horas, y cuenta muchos fragmentos de diálogos que, no están muy bien construidos y parecen demasiado infantiles.

Un gameplay entretenido para su genero

Por el lado de su jugabilidad, lo más importante a entender es que este es un juego de estrategia por turnos con cartas. Al iniciar, cada jugador cuenta con siete cartas en su mano, podremos poner las cartas en modo de ataque u en modo de recuperación. En el primer modo, el luchador estará activo para atacar, mientras en el segundo, se centrará en recuperar resistencia.

Una vez completemos nuestras cartas en la mesa, se hará un cálculo en base al ataque y resistencia. El que obtenga un mayor puntaje, tendrá el primer turno a su disposición. Así que, si tenemos 3 luchadores en modo de ataque, cada uno hará lo suyo contra el enemigo y terminará nuestro turno.

En el momento de atacar, tiene lugar la llamada carga de impacto durante 3 segundos, aquí tiene lugar una barra de potencia que sube y baja sin parar. Cuando sea lo más grande posible, el rival nuestro golpe acertará con toda su potencia al rival, pero si gana él, sus personajes se cubrirán del ataque y no le haremos tanto daño o en su defecto ninguno.

Más de 1100 cartas por coleccionar en historia y arcade

Además, si por la disposición de las cartas y turnos tenemos acumulada la suficiente energía, nuestro personaje principal ejecutará un ataque especial. Estos son los que causan el mayo daño posible en cada juego, pues el objetivo es vaciar la barra de salud que tiene el rival como equipo en conjunto y conseguir la victoria.

Esa es la esencia general de la jugabilidad, pero siempre debemos tener en cuenta las estadísticas de ataque, defensa, naturalezas de personajes, y sumando a eso, cada carta tiene una habilidad única, que se activan en ciertas circunstancias. Por otro lado, tenemos un modo Arcade en el que conseguiremos la mayoría de las cartas. Asimismo, repasaremos las 21 sagas argumentales de la franquicia Heroes, con historias un tanto reducidas pero que nuevamente son un regalo para todos los seguidores de Dragon Ball.

Graficos y sonidos decepcionantes pero aceptables

Por el lado de los gráficos, sin muchos rodeos es decepcionante, pero con tantos juegos de la franquicia hasta la fecha, quizá los fans ya están acostumbrados. Ya que primera vista, parecen sacadas de la serie Budokai Tenkaichi, pero de forma inferior. Aunque, eso sí, no hay problemas de rendimiento, pero los efectos, como explosiones o ráfagas de luz, son bastante simples.

Mientras que el sonido, como ya suele ocurrir en anteriores entregas, son sorprendentes, por el hecho de nunca ser cambiados, en especial por los poderes salvo una que otra disminución y distorsión. A la par, el juego viene con voces en japonés, las cuales siempre sobresalen con este tipo de juegos. También viene subtitulado al español que pese a contar con algunos errores, es entretenido y aceptable.

Adéntrate en el llamativo universo de Heroes

Ya para terminar, Super Dragon Ball Heroes: World Mission, es increíblemente complaciente con sus fanáticos, pues hemos ido viendo una enorme cantidad de transformaciones, personajes y fusiones que simplemente exceden nuestra imaginación y la de cualquiera.

Posee un gameplay que al final resulta entretenido y fácil de comprender. Quizá sus únicos problemas es que sus gráficas parecen de hace dos generaciones anteriores. Además, tienes que ser muy fanático de este tipo de genero -o de la serie- para aprovecharlo al máximo. y eso al final, termina alejando a muchos posibles jugadores.

¿Te gusta Dragon Ball? ¿Qué tipo cartas crearas con el juego?